Terminamos. Hemos llegado al final de esta (larga) lista dividida en 4 partes en la que hemos intentado seleccionar lo mejor de una década que ha dejado huella en muchos de nosotros. En esta ocasión tendremos al casi último Kubrick, el mejor De Palma, Ridley Scott, James Cameron y actores como Robert Redford, Jack Nicholson, Al Pacino, Patrick Swayze, Mel Gibson o Clint Eastwood entre otros.

Ya iremos pensando cual será nuestro especial de las próximas navidades.

76. Aliens (1986): empezamos con la que es una de las mejores cintas de acción y ciencia ficción de todos los tiempos y de las pocas ocasiones en las que una secuela supera a la original (a ver quien me lo discute). Cameron demostró que lo suyo en Terminator – otra cuya continuación está por encima de la primera entrega – no era pura casualidad. Muestra de ello fue la nominación a mejor actriz (única hasta la fecha) para su protagonista femenina Sigourney Weaver, y en una cinta de estas carácterísticas. Y es que a Cameron le ponen mucho los Marines……..

[youtube]http://youtu.be/XKSQmYUaIyE[/youtube]

77. Abyss (1989): más Cameron para la lista. Y por supuesto con Marines de por medio. En este caso un descubrimiento en el océano sin precedentes. Una bonita historia con tintes ecológicos que nos adelantaban las futuras intenciones de su director (léase Avatar). Genial Ed Harris. Unos efectos pioneros para la época. Y un Michael Biehn – actor fetiche de Cameron – haciendo muy bien la puñeta. Cosas del destino, años más tarde sería Harris quien le llevaría la contraria a Biehn en La Roca.

[youtube]http://youtu.be/WnArOiRAF2g[/youtube]

78. El Resplandor (1980): de Cameron a Kubrick. Precisamente esta cinta ya se encuentra en nuestra sección de culto. Y es que ver a Jack Nicholson perder la cordura en un Hotel aislado por la nieve en las montañas para posteriormente intentar asesinar a su familia con un hacha es muy tentador de evitar. Poco más puedo decir de una de las mejores cintas de terror de todos los tiempos. Bueno una cosa: que a Stephen King, autor del relato en que se basa la cinta, no le hizo mucha gracia las libertades que se tomó Kubrick con su libro (eso y que lo llamase a altas horas de la madrugada para preguntarle si creía en Dios).

[youtube]http://youtu.be/wK4n1Dvg3Hw[/youtube]

79. La Chaqueta Metálica (1987): la penúltima cinta de Kubrick versaba sobre la visión de un recién incorporado soldado al cuerpo de Marines en plena guerra de Vietnam. La que es considerada por muchos como una de las mejores cintas bélicas de todos los tiempos, tiene su mayor atractivo durante la primera hora de duración la cual transcurre en un campamento de entrenamiento bajo las órdenes del inflexivo Sargento Hartman (magistralmente interpretado por R.Lee Hermey, un auténtico veterano condecorado de Vietnam).

[youtube]http://youtu.be/7115nOKRFD8[/youtube]

80. Platoon (1986): de Vietnam en Vietnam. Pero en este caso pasamos a un realizador que dió mucho que hablar en estos años como es Oliver Stone (otro que también estuvo en esa guerra). Una película sobre los efectos que causa a las personas un enfrentamiento ante un enemigo que no tiene nada que perder. Cordura e inocencia eran los pilares de una cinta ganadora de varios Oscars en la que un jovencísimo Charlie Sheen hacía las de su padre en Apocalypse Now. Solo que el Marlon Brando de aquella era aquí un Tom Berenger mucho menos inspirado.

[youtube]http://youtu.be/pPi8EQzJ2Bg[/youtube]

81. El Sargento de Hierro (1986): el veterano Clint Eastwood ha estado presente en las últimas 5 décadas, por lo que una cinta suya como mínimo ha de ser nombrada en una lista como esta. A pesar de que en los 80 le vimos dar los últimos coletazos como Harry Callahan o ser un «predicador» con muy malas pulgas en El Jinete Pálido – a reinvindicar – nos quedamos con su Sargento Highway únicamente por la cantidad de lindezas que suelta por esa boca durante los 130 minutos de duración (el doblaje de Constantino Romero en nuestro país ayudó). Y eso que el propio ejército se opuso a esta película, de ahí el mensaje en tono irónico al final de la misma dando su agradecimiento al mismo.

[youtube]http://youtu.be/GDrNlE4JXEE[/youtube]

82. Mad Max 2 (1981): y de un duro a otro tipo duro. El genial Mel Gibson – uno de los mejores actores de su generación aunque muchos se empeñen en hundirle – tuvo la suerte de dar el salto definitivo con esta cinta dirigida por su compatriota George Miller en la que repetía como el policía Max en un futuro apocalípitico en donde lo único importante es sobrevivir. Una secuela superior a su original, y en la que el uso de la violencia – como pocas en esta década – era mostrada de manera muy explícita. Australia era el mejor esenario para mostrar dicho mundo. Tuvo una tercera e inferior entrega ya con Gibson en el estrellato.

[youtube]http://youtu.be/8k9yIp_h1Fw[/youtube]

83. Posesión Infernal (1981): ese mismo año un director nóvel con 4 duros y un par de amiguetes – entre los que se encontraba el siempre bienvenido Bruce Campbell – rodaban una muy modesta cinta de terror con mucho gore absurdo y ciertas dosis de humor negro. Sam Raimi se daba a conocer dejando claro cual sería su estilo predominante durante los años venideros (menos con la horrorosa Spiderman 3) y lograba una de las cintas de culto por excelencia del mundo del cine. Tuvo 2 secuelas, cada cual más humorística (de hecho la segunda entrega es más bien la primera pero con más presupuesto).

[youtube]http://youtu.be/_dtHeCwJSfc[/youtube]

84. Blade Runner (1982): Ridley Scott abandonó el género de la ciencia ficción tras el fracaso en taquilla de esta futurista película que lo unía con el entonces solicitado Harrison Ford (a pesar de que durante el rodaje no se podían ni ver). Este relato de robots y humanos ha ganado adeptos con el paso de los años, hasta el punto de que ha sido tal éxito el que nos ha «obligado» a ponerla en esta lista (aunque la otra opción que teníamos de Scott era la nada despreciable Black Rain).

[youtube]http://youtu.be/BvlRS9hsOb4[/youtube]

85. Robocop (1987): resulta curioso que muchas de las cintas que encontrarán en esta lista han sido o serán objetivos de remake. El agente de policía Alex Murphy mitad hombre – mitad máquina combatiendo el crimen en un Detroit futurista no se librará de ello. Mientras tanto nos quedamos con un realizador que triunfaba con esta cinta repleta de acción y violencia, a pesar de que hoy en día rueda en su Holanda natal. Una lástima para alquien que nos traería posteriormente entretenimientos de primera categoría como Desafío Total – su mejor cinta – Instinto Básico o Starship Troopers.

[youtube]http://youtu.be/clqK5OC3BWE[/youtube]

86. Nueve semanas y media (1986): si hay una actriz que durante estos años consiguió levantar la temperatura de muchos hombres esa no fue otra que Kim Basinger. Tras haber sido chica Bond en Nunca digas nunca jamás – también de los ochenta – saltó a la fama y boca de todas con este papel de una discreta asistente en una galería de arte que sucumbe a los encantos (y artes sexuales) de un atractivo hombre (un Mickey Rourke que es una sombra de lo que era). Dirigió Adrian Lyne, experto en este tipo de cine con otras cintas como InfielAtracción Fatal. Inolvidable el tema de Joe Cocker para la cinta (la canción de los striptease por excelencia).

[youtube]http://youtu.be/oRCRpEDyFuU[/youtube]

87. Dirty Dancing (1987): I had the time of my life. Otra cinta cuyo tema principal causó estragos durante esos años (incluso ganó un Oscar a la mejor canción). Una historia que muchas habrían querido vivir: la de la joven con padres conservadores (Jennifer Grey) que durante unas vacaciones de verano se enamora de un instructor de baile (Patrick Swayze). Un personaje que elevó a Swayze a la categoría de hombre más deseado, y que confirmó con su papel en Ghost ya en los noventa (curiosamente dirigida por Jerry Zucker, el de Top Secret y derivados). Personalmente me quedo con Le llaman Bodhilo mejor de un actor que se fue prematuramente por culpa de un cáncer.

[youtube]http://youtu.be/HFK_i5r1WJk[/youtube]

88. Memorias de África (1985): no podemos nombrar a Newman en esta época y dejar de lado a su compañero y amigo Robert Redford en la que es una de las historias de amor más bonitas jamás vistas en una pantalla. Una pareja protagonista inmejorable (Meryl Streep ya se despuntaba como la mejor actriz de su generación) y todo ello ayudado por un escenario tan cautivador como atractivo y peligroso: el continente africano. La fotografía y la música de John Barry la convierten en un clásico en sí mismo.

[youtube]http://youtu.be/imkMgjgRoEI[/youtube]

89. Carros de Fuego (1981): y seguimos en racha con las cintas cuya música/canciones se han grabado en la memoria para muchos. La historia real de dos atletas, uno judío y el otro un devoto cristiano, que llevaron su sacrificio hasta límites insospechados en una carrera humana durante los Juegos Olímpicos de París en 1924.  Una de las mejores cintas británicas de todos los tiempos, ganadora de 4 Oscars incluídos el de mejor película y banda sonora para Vangelis.

[youtube]http://youtu.be/QKHPm3BSba8[/youtube]

90. Toro Salvaje (1980): la historia real del boxeador Jake LaMotta y su viaje a los infiernos en una pelea sobre el ring por convertirse en el mejor púgil de todos los tiempos y que se cobró un precio más caro de lo que esperaba. Una de las mejores obras del director Martin Scorsese – y tiene muchas – con un Robert De Niro exquisito cuya interpretación le valió un merecidísimo Oscar de la academia al mejor actor. Rodada en blanco y negro, supuso la cuarta colaboración de un total de ocho del tándem De Niro – Scorsese, y la primera con Joe Pesci (luego vendrían 2 más con Pesci en las impecables Uno de los Nuestros y Casino).

[youtube]http://youtu.be/291gL-9JnSo[/youtube]

91. Akira (1988): la animación nunca fue tan atrevida ni violenta hasta que llegó Katsuhiro Ôtomo con esta futurista cinta animada con proyectos militares secretos y bandas de motoristas cuyos miembros acaban adquiriendo unos poderes psíquicos que no pueden controlar. ‘Un gran poder conlleva una gran resposabilidad’ decía en Spiderman, y creo que el Tío Ben lo decía por esta cinta (un ejemplo de jóvenes con poderes que se les van de las manos la encontramos en la reciente y recomendable Chronicle). Una película que por más que la vi de pequeño, nunca supe entenderla……y aún así, seguia viéndola.

[youtube]http://youtu.be/SQ_hhKhrABs[/youtube]

92. La Mosca (1986): una de las cintas de terror/ciencia ficción más inquietantes de todos los tiempos. Como una simple mosca puede hacer que uno de los mayores avances en la historia de la ciencia se conviertan en una pesadilla para su protagonista, Jeff Goldblum. Junto a el una Geena Davis que años más tarde empataría una cinta tras otra para luego caer en el olvido de Hollywood junto a muchos actores de esta década (hasta ganó un Oscar y todo). Tuvo una secuela 3 años más tarde mucho más edulcorada, al menos en su resultado final (el epílogo de ésta con el porvenir del personaje de Goldblum es tan imprevisible como original).

[youtube]http://youtu.be/wFeEEccgAwI[/youtube]

93. La tienda de los horrores (1986): otro actor que debe estar deambulando junto a Geena Davis en el olvido es un Rick Moranis que no paró durante estos años desde que lo vimos en Los Cazafantasmas. Su cara de panoli en todas sus cintas tocó techo con este musical sobre un un florista muy paradillo que compra una planta carnivora algo «especial» y que cambiará su vida, logrando el amor de su adorada Audrey (Ellen Green) y poder hacer frente al peligroso y macarra dentista Orin Scrivello (un Steve Martin para saborear). Dirigía Frank Oz – basado en la cinta de 1960 – el cual volvería a unir fuerzas con Martin para hacer la mejor cinta del actor, Bowfinger (escrita por el propio Martin). Cameos de ochenteros tales como John Candy y Bill Murray.

[youtube]http://youtu.be/nWu1Q16AV5U[/youtube]

94. La loca historia de las galaxias (1987):  ¿cómo se me ha colado esta cinta en los últimos puestos de la lista? Pues porque casi me dejo de lado a uno de los mejores humoristas de los 70, y que continuó su obra durante estos años para desaparecer a mediados de los 90. No tenemos al Mel Brooks de El Jovencito Frankenstein ni mucho menos, pero esta parodia de la saga Star Wars es una gozada sobre todo por ver a Moranis fuera de los papeles que comentaba en la cinta anterior. Su Darth…..perdón, Casco Oscuro es tan inútil como divertido, y solo por ello y por el humor absurdo de Brooks no le podía dejar de lado.

[youtube]http://youtu.be/0uzEgsHypgM[/youtube]

95. Masters del Universo (1987): no hay una cinta más de la época y que aprovechase tanto el tirón de algo como esta adaptación de los famosos muñecos con los que muchos pasamos incontables horas inventando historias en nuestro cuarto. Y es que para un niño que jugaba con He-Man o Skeletor entre otros, verlos en una gran pantalla con el rostro (o músculos) de Dolph Lundgren y un Frank Langella pintado de blanco carnavalero era un sueño hecho realidad.

[youtube]http://youtu.be/CF20B8p4F08[/youtube]

96. Cortocircuito (1986): marchando otra de robots. Y otra con el rostro de un Steve Guttenberg que se aputó otro tanto en taquilla (curiosamente volvía a coincidir en pantalla con G.W. Bailey, el capitán Harris de la Academia de Policía). Número 5 estuvo en la imaginación de muchos al ser el único de una serie de robots experimentales con capacidad para pensar por sí mismo. El cortocircuito del título que provocó dicha peculiaridad tuvo una secuela – que raro – demasiado inferior dos años más tarde. Se podría decir que es el pariente antiguo del encantador Wall-E de Disney.

[youtube]http://youtu.be/9rlI3Xg9g_A[/youtube]

97. Oficial y Caballero (1982): no soy muy fan de Richard Gere (tiene sus momentos, como casi todos). Pero si por algo he puesto esta cinta en la lista es por toda la parte del entrenamiento de un Gere en la escuela Naval bajo las órdenes de un Louis Gosset Jr. que logró un Oscar al mejor actor secundario por su interpretación. El diálogo con el soldado diciendo que en Texas solo hay vacas y maricones ha quedado para los anales del cine.

[youtube]http://youtu.be/x-36A5gaAxQ[/youtube]

98. Rain Man (1988): he nombrado en la tercera entrega que uno de los actores por excelencia que se dio a conocer en estos años – y una de las mayores estrellas de todos los tiempos – es Tom Cruise. Pero este hombre de la lluvia es Dustin Hoffman, y queda claro que la cinta es el vehículo de lucimiento de uno de los grandes del cine (y la que le ha reportado su hasta ahora único Oscar). En el otro lado de la cancha un Cruise de pícaro como pocos, intentando sacar partido de la «peculiaridad» de su hermano Raymond.

[youtube]http://youtu.be/_8K4rGLqxNM[/youtube]

99. Campo de Sueños (1989): nunca la magia estuvo tan presente como en esta emotiva cinta que supone un canto de amor al deporte americano por excelencia: el beisbol. Un Kevin Costner en estado de gracia justo antes de que su Bailando con lobos lo encumbrase en la piel de un humilde granjero en busca de una paz interior y de esa reunión paterno filial que lo lleva atormentando décadas. ‘Si lo construyes, el vendrá’. Recomendada para ver con un puñado de clinex.

[youtube]http://youtu.be/sHTsQ9qePrQ[/youtube]

100. El Precio del Poder (1983): terminamos no sin antes nombrar a otro de los grandes del cine. No pueden estar en una lista De Niro y Hoffman sin que aparezca el nombre de Pacino por algún lado. La violentísima historia de un cubano que llega a Miami para convertirse en un capo de la droga en pleno años 80 ha hecho que con el paso de los años valorásemos más el que es el mejor trabajo tras las cámaras de Brian De Palma (escrita por Oliver Stone). Una película que en su momento tuvo mucha polémica por las imágenes que mostraban. Nos despedimos con este Tony Montana – Antonio para los amigos o Scarface – de un Pacino desmesurado e incontrolable diciendo eso de ‘say hello to my little friend’.

[youtube]http://youtu.be/YlN6mLs6NII[/youtube]