Ya con el titular lo he dejado muy clarito. Lo digo por todos aquellos – entre los que me incluyo – que tenían la esperanza (e ilusión) de ver al genial Sacha Baron Cohen (El Dictador) en la piel de uno de los mitos de la música del Siglo XX, y alma lider de ese grupo de rock que ha pasado por derecho propio a los anales de la historia: Queen. ¿Y qué ha pasado para el abandono de Cohen y la entrada de Whishaw? Pues el resto de componentes de la propia banda, los cuales tuvieron las archiconocidas diferencias creativas con el protagonista de Borat.

Cohen quería una peli cruda y realista, honesta hasta los topes y que no tuviera reparos en mostrar todas las facetas de un genio que falleció de SIDA en 1991 a los 45 años de edad, debido en gran parte a la homosexualidad del mismo en una década en la que la mortal enfermedad campó a sus anchas. Pero Brian May y el resto de miembros prefieren una versión para todos los públicos, más agradable y que no «arruine» la imagen que tienen muchos de Mercury. Resumiendo: Cohen prefería la realidad y Queen al mito.

El proyecto, que financia una filial de Sony Pictures, será finalmente dirigido por el actor Dexter Fletcher (Wild Bill) y finalmente protagonizará Ben Whishaw (Skyfall), contando los inicios de la banda y culminando con el concierto que hizo en contra del SIDA en 1985 (y considerado por muchos como la mejor actuación en directo de un grupo musical de todo el siglo pasado). La elección de Whishaw es más que acertada – solo hay que ver su versatilidad, pasando de El Perfume a El atlas de las nubes en un abrir y cerrar de ojos – pero un servidor se quedará con las ganas de ver a Cohen emulando el ‘We are the champions’ y no solo gracias a su enorme parecido físico con Mercury, sino a su grandiosa voz (digno de escuchar en Sweeney Todd).

La cinta no tiene de momento ni título ni fecha de estreno.

Screen-Shot-2013-10-20-at-12.17.50

freddie-mercury3