La directora y guionista nos dejaba el pasado Martes a la edad de 71 años tras una lucha con un Cancer que finalmente no ha podido superar. La que era conocida como la ‘Reina de la Comedia Romántica’ llevaba alejada de las pantallas desde hacía 3 años, cuando escribió y dirigió a Meryl Streep en Julie y Julia, junto con Amy Adams (ambas trabajaron juntas en La Duda). Nos deja un legado de 15 cintas como guionista y 10 como directora, pero muchas de ellas grandes éxitos como Algo para recordar – para un servidor la mejor de todas – Tienes un e-m@ail, Silkwood, Se acabó el pastel, Michael, Colgadas, Embrujada y la comentada Julie y Julia.

Precisamente Streep, que obtuvo sendas nominaciones por Silkwood y la última cinta de Ephron la recordaba en un correo a ‘The New York Times’ diciendo que «era una experta en todos los sentidos de la vida». «La podías llamar para pedirle consejo sobre cualquier cosa: doctores, restaurantes, recetas, discursos o unas simples bromas. Y todos lo hacíamos, constantemente. Nora reflexionaba sobre cada situación y pensaba: ¿Cómo puedo hacer de esto algo más divertido?», añadió.

Tom Hanks que colaboró con ella en 2 de sus cintas más conocidas (Algo para recordar y Tienes un em@ail), comentó que tanto el como su esposa Rita Wilson estaba destrozados por la noticia. «Ya fuera en una mesa, mientras cenábamos, o en un plató de rodaje, nos levantaba el espíritu con su sabiduría e inteligencia mezcladas con su amor por la vida», indicó el actor en un comunicado. «Rita y yo estamos tristes por haber perdido a nuestra amiga que tanta felicidad trajo a quienes tuvieron la suerte de conocerla», comentó el protagonista de Forrest Gump.

Billy Crystal que protagonizó junto a Meg Ryan Cuando Harry encontró a Sally (memorable esa escena del orgasmo fingido de ella), ha dicho que Ephron fue una «brillante escritora y humorista. Haber sido su Harry siempre tendrá un lugar especial en mi corazón», afirmó Crystal en un comunicado. «Fui muy afortunado de poder decir sus palabras», resaltó.

El agente de Ephron confirmó que la realizadora neoyorquina llevaba años luchando contra la leucemia. Fue tres veces candidata al Óscar por los guiones originales de Silkwood (1983), Cuando Harry encontró a Sally (1989) y Algo para recordar (1993).