Rachel (Emily Blunt) es una mujer devastada por su reciente divorcio que dedica cada mañana de camino a su trabajo a fantasear sobre la vida de una pareja aparentemente perfecta que vive en una casa por la que su tren pasa cada día. Pero una mañana Rachel es testigo desde la ventana del tren de un impactante suceso y se ve involucrada en el misterio que ella misma revela.

Era de esperar. Uno de los libros más vendidos del año pasado no podía pasar desapercibido en Hollywood. La obra de Paula Hawkins llega este Otoño bajo la tutela de Tate Taylor (Criadas y señoras) con Blunt a la cabeza muy bien acompañada de Luke Evans (El Hobbit), Rebecca Ferguson (Misión Imposible: Nación secreta), Haley Bennett (The Equalizer) y Edgar Ramírez (Point Break) para contarnos un thriller cuya lectura no podía ser más adictiva (un servidor lo comprobó durante 3 intensos días de no poder dejarlo). Blunt ha afirmado recientemente que el personaje ha sido ‘el más complicado de toda su carrera’, ya no solo por la complejidad del mismo – una ex-alcohólica obsesionada con su ex implicada en un crimen sentimental – sino por complacer a los millones de lectores que han vivido junto a la pasajera horas de tensión e intriga (salvo el físico descrito por Hawkins, no encuentro una mejor actriz para el papel).

El 21 de Octubre arranca este tren que intentará capturar a tantos cinéfilos cómo lectores la obra en la que se basa.

[youtube]https://youtu.be/AvOcTThP2ls[/youtube]

girl_on_the_train