Protegido en un hogar seguro ante un peligro sobrenatural que aterroriza al mundo, un hombre ha establecido un frágil orden doméstico con su mujer y su hijo. Pero todo se tambalea ante la llegada de una joven familia desesperada en busca de refugio.

Cada año asistimos siempre al ‘fenómeno cinematográfico de terror’ anual, lo que viene a ser la mejor película de dicho género en dicho año (y para muchos, de la década). Suele ocurrir con cintas más bien independientes, las cuales vienen sin armar mucho revuelo para luego estar en boca de todos (que acaben siendo de culto lo dirá el tiempo). De ahí aciertos en el 2016 cómo No respires (ya Fede Álvarez dio en la tecla con el inquietante remake de Posesión infernal), Green Room (la he visto ya 3 veces, una gozada), La invitación (uno de los finales más viscerales que puedan verse) y por supuesto Expediente Warren 2 (a la altura de la original, que ya es decir).

Claro que luego hay películas que mejor dejar en el olvido (léase esa Blair Witch tediosa, plana y sin pizca de susto), así que en un año veremos en qué situación queda la cinta que dirige Trey Edward Shults con Joel Edgerton al frente y que nos llegará este 23 de Junio. !Ah¡ casi me olvido: It follows (aunque esta es del 2015). Ya tienen material de sobra.

[youtube]https://youtu.be/mARdG9ER57U[/youtube]

[youtube]https://youtu.be/kZVzKHVmld8[/youtube]

[youtube]https://youtu.be/_-cWbkgyGs8[/youtube]