Un virus creado como arma militar por los científicos de Estados Unidos escapa a su control provocando la muerte del 99% de la población mundial. Lo que llaman una supergripe es en realidad una peligrosa cepa biológica que se expande en pocas semanas dejando a unos pocos supervivientes sobre nuestro planeta como último aliento de nuestra casi extinta raza. Precisamente dichos supervivientes tiene unos recurrentes sueños en los que se les aparece una anciana que les insta a viajar a Nebraska para combatir a Randall Flagg, un oscuro personaje provisto de un arsenal nuclear (y que contará también con su propio ejército de seguidores).

Una golosina. Eso es lo que es el papel de Flagg de la novela superventas de Stephen King publicada en 1978 para luego ser ampliada por el propio escritor en 1990, y que solo cuenta con la adaptación televisiva de 1994 de ¡¡4 horas!! de duración (King por entonces se negaba a que su querido libro pasase a la pantalla gigante). Warner quiere un blockbuster con el sello de King, y Apocalipsis supone todo un reto para quien se atreva a llevarla adelante (la moda de Walking Dead ayuda mucho). Tras sonar fuerte Ben Affleck para llevarla adelante – el nuevo niño mimado de los estudios ya tiene otro proyecto en mente – finalmente el elegido ha sido (si nada cambia de nuevo) Josh Boone, de moda tras el taquillazo con el drama juvenil Bajo la misma estrella. Y Boone quiere un nombre con el que atraer masas a las salas: el todosolicitado Matthew McConaughey.

El reciente ganador de un Oscar vive su mejor momento (Dallas Buyers Club, El lobo de Wall Street, la serie True Detective y el inminente estreno de la esperadísima Interstellar) y los estudios se lo rifan. Precisamente Warner es la encargada de la cinta que dirigió Nolan para este 7 de Noviembre, y quiere al bueno de Matthew como Flagg. Sin embargo Boone piensa que también le vendría como anillo al dedo un personaje totalmente opuesto al de Flagg: Stu Redman, el bueno del relato y que fue interpretado hace dos décadas por Gary Sinise (Forrest Gump).

Sea como sea, la obra de King va tomando forma como posible aspirante a taquillazo para un presumible 2016 (y los que hayan leído la obra del Maestro del Terror se les hará la boca agua como a un servidor al imaginarse a McConaughey con indumentaria vaquera en la piel del temible Flagg).

mm-600x374