Como dos gotas de agua. Más de uno me llevará la contraria – no es para tanto, hombre – pero la caracterización de Naomi Watts como la Princesa de Gales es de una exactitud que roza lo idéntico. Es lo que tiene la «magia» del cine, y ya lo hemos vivido en casos como la reciente ganadora del Oscar Meryl Strepp en su Dama de Hierro, Anthony Hopkins como Alfred Hitchcock (en pleno rodaje) o Jamie Foxx como Ray Charles. Ahora Watts tiene la difícil misión de agradar a los miles de seguidores que dejó Di en todo el mundo aquel fatídico 31 de Agosto de hace ya casi 15 años en París.

La cinta dirigida por Oliver Hirschbiegel (El Hundimiento) y escrita por Stephen Jeffreys se centrará en los meses previos al noviazgo de Diana con el millonario Dodi Al Fayed, concretamente hasta Julio de 1997 mientras salía o tenía una relación «secreta» con el cirujano del corazón el Doctor Hasnat Khan (Naveen Andrews de Perdidos).

De momento no tiene fecha de estreno, ya que su rodaje se ha desarrollado en Londres y otras localidades inglesas a lo largo de este Verano, estando a punto de finalizar.