Durante los años 50 y 60 Hollywood comenzó a especializarse en realizar grandes superproducciones basadas en personajes históricos tales como Cleopatra, Julio César, el Cid, Moisés o Jesucristo entre otros. Su rostro más popular fue el actor Charlton Heston visto en Ben-Hur, Los Diez Mandamientos o El Cid, todos ellos de ámbito religioso/cristiano (Moisés, el Imperio Romano, las Cruzadas). Tales producciones destacaban por su espectacular puesta en escena, con unos diseños y decorados que hacían las delicias de los espectadores. Hoy en día lo que se ahorran en estos lo invierten en obtenerlos de manera infográfica, lo cual resulta en ocasiones asombroso (el Coliseo en Gladiator) y en otras muy pobre (el Capitolio en la actual Los Juegos del Hambre).

Precisamente el protagonista de la cinta de romanos de Ridley Scott, el australiano Russell Crowe, acaba de confirmar su presencia en la nueva película del director de Cisne Negro, Darren Aronofsky – el cual abandonó el posible rodaje de la nueva Wolverine – la cual nos contará una historia que todos conocemos seamos creyentes, ateos o lo que nos salga de ahí abajo: la epopeya bíblica de Noé y su Arca.

Noé (Noah en su versión original) nos cuenta el fabuloso relato de como un humilde hombre, en un mundo dónde el pecado es el pan de cada día y la creencia ha sido dejada de lado, recibe el encargo del mismísimo Dios de construir un Arca para salvar a todas las especies de animales del planeta ante un diluvio universal inminente de proporciones catastróficas como castigo a la Humanidad. Crowe será el propio Noé, y de momento suenan Saoirse Ronan (The Lovely Bones) y Jennifer Connelly (que ya trabajó con Crowe en Una mente maravillosa por la que ganó un Oscar a la mejor actriz de reparto) para acompañarlo.

El guion corre a cuenta del propio Aranofsky y ha sido revisado por John Logan (Gladiator), y el realizador ha declarado tras tal confirmación: «Quisiera dar las gracias a Paramount y a Regency por apoyar el esfuerzo de mi equipo para insuflarle una nueva vida a esta epopeya bíblica. Estoy muy contento de tener a Russell Crowe a mi lado en esta aventura. Gracias a su inmenso talento puedo dormir bien por las noches. Estoy deseando que me asombre cada día».

El rodaje tiene previsto iniciarse este mes de Julio entre Nueva York e Islandia, con un estreno programado para el 28 de Marzo de 2014 (ahí es nada).