Combinación por lo pronto curiosa la que podría resultar que Jason Statham – alias The Transporter –  protagonizara alguna entrega de Transformers. Y esa parece la intención de la productora de la taquillera trilogía dirigida por mi estimable Michael Bay. Si la primera entrega en 2007 fue un rotundo éxito, las 2 entregas posteriores no se han quedado atrás en cuanto a resultados comerciales (la calidad ya es un tema aparte, aunque agradezco parte del tono oscuro de la tercera parte). Así que tras haber prometido que ese lado oscuro de la luna que fue la última estrenada hace casi 4 meses era la última tanto para su director como para su actor protagonista, Shia LaBeouf, pues parece que este es el único dispuesto a mantener su palabra. Más que nada porque el joven actor ha demostrado que puede servir para algo más que poner cara de susto cuando 2 gigantescos robots intergalácticos pelean a muerte, cosa que ya he demostrado en films como «Disturbia», «Juego de Honor» o plantándole cara al mismísimo Michael Douglas en la segunda parte de «Wall Street» (aunque también ha demostrado sus dotes en peleas callejeras, cosa que pueden ver en YouTube).

Bueno, que nos desviamos: Paramount tiene pensado realizar una cuarta y quinta entrega de manera simultánea, como ya se ha hecho con las 2 últimas partes de «Matrix» por ejemplo, y tanto Bay como Spielberg  – en su faceta de productor –  estan de acuerdo y el guionista de la última parte Ethan Krueger tiene un par de ideas sobre la mesa. Lo que no termina de cuadrarme es la elección de Statham para un film de estas características. ¿Más seriedad al conjunto y menos bromas familiares de los Witwicky? ¿O quizás han encontrado al aliado perfecto para Optimus Prime? Conociendo a Statham el solito se basta y se sobra para saltarles las tuercas a todos los Decepticons.

 

 

 

 

 

 

 

Vamos con otra de adaptaciones. Pero en lugar de los juguetes/comics/serie de animación de Hasbro a un videojuego (tiemblen lectores). No son santo de mi devoción tales adaptaciones, y más teniendo en cuenta los resultados obtenidos – Street Fighter, Super Mario Bros, Max Payne – así que podemos esperar cualquier cosa de varias de las que se tienen en mente para llevar a la gran pantalla. Un pequeño apunte y es que  la gran ventaja de la que gozan muchos de estos videojuegos con previsiones a película es algo con lo que no contaban los Mario o Sonic de antaño: un gran guión.

Por eso adaptar la trilogía de juegos de Sony «Uncharted» no debería emprender demasiada dificultad, ya que tal trio de exitosos juegos cuentan con unas historias dignas de ser filmadas (su adaptación se encuentra en punto muerto). Ha sido la propia Sony la que acaba de adquirir los derechos de la saga «Assassin’s Creed» – que cuenta con 3 entregas, una cuarta para este mismo Noviembre y una posible quinta y última para 2012 – creada por la empresa Ubisoft para llevarla a la gran pantalla. La propia Sony ha registrado hasta 16 dominios en internet para una posible adaptación al cine de la saga de asesinos, por lo que podemos acogernos al refrán de «cuando el río suena, agua lleva». Un servidor es un reconocido seguidor de dicha saga – así como de la ya nombrada Uncharted –  así que espero que no destrocen una serie de historias para las que si logran contar con un reparto digno, un director de prestigio y con personalidad, y un productor adinerado (léase Spielberg o Bruckheimer) sería más difícil destrozarla que hacer algo digno para todo el público (la adaptación de Prince of Persia fue más entretenida y eficaz de lo que se dijo).

La historia de tal credo de asesinos ambientada en un futuro próximo está centrada en Desmond Miles, un camarero vulgar y corriente que es contratado por la organización secreta Abstergo para, mediante el empleo de una máquina denominada El Animus, poder viajar a través de los recuerdos de sus antepasados hasta el siglo XII en plena Guerra Santa. En la piel de Altair, un asesino de una sociedad antepasada conocida como «El Credo», deberá emprender la búsqueda de un misterioso artefacto con unos poderes que podrían cambiar el curso de la historia. Traición, sangre y honor se mezclan en esta saga, en cuyas últimas entregas el personaje de Altair es reemplazado por Ezio Auditore, que en pleno Renacimiento italiano sigue los pasos de Altair en dicha búsqueda.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Y acabamos con un remake. Aunque si un director lo realiza de una película que ya era suya ¿sigue siendo remake? El caso es que Tim Burton se encuentra metido en ciernes en un doble trabajo: por un lado la post-producción de la ya comentada «Dark Shadows» con su amigo Johnny Depp y la otra con el rodaje de una nueva versión de su corto de 1984  «Frankenweenie», ahora un largometraje de animación como sucedió con «La Novia Cadaver». Os dejo las primeras imágenes de tal cinta, cuyo estreno está previsto para el 5 de Octubre de 2012 y que cuenta con las voces en versión original de Winona Ryder, Martin Short, Catherine O’Hara y el gran Martin Landau, los cuales nos contarán la historia de un muchacho que tras perder a su perro en un accidente, decide devolverlo a la vida con nefastas consecuencias para el vecindario.