Los mutantes están al borde de la extinción. La cruel guerra contra los Centinelas ha provocado que las diferencias entre el bando de Charles Xavier (Patrick Stewart) y Magneto (Ian McKellen) queden a un lado. Solo queda una salida: que uno de los suyos, el indomable Lobezno (Hugh Jackman) viaje al pasado y se encuentre con unos jóvenes Xavier (James McAvoy) y Magneto (Michael Fassbender) para prevenirles sobre el peligro que se les viene encima. Pero ambos mutantes, amigos de toda la vida, acaban de empezar su propia guerra particular…..

Bryan Singer vuelve. Y joder cómo vuelve. Tras unos fiascos comerciales como fueron Jack el Cazagigantes (merecido) o Valkyria (no merecido) el realizador vuelve a meter mano a sus mutantes Marvel tras dirigir las dos primeras entregas a principios de la década pasada. Tras la estupenda por todos los lados X-Men: primera generación a Singer – que ejercía labores de productor – le volvió el gusanillo de ponerse detrás de las cámaras y dar órdenes a Jackman, Berry, Paquin, McKellen o los recién incorporados Fassbender, McAvoy y la muy de moda Jenniffer Lawrence.

Y ahora los tenemos a todos juntos. El 6 de Junio Marvel estrena su tercera cinta en lo que va de año (y si está a la altura de Capitán América 2 o la prometedora The Amazing Spiderman 2 la cosa es para tomarse al estudio de la filial de Disney muy, pero que muy en serio). Por cierto, Singer ya está preparando X-Men: Apocalipsis para el 2016.

[youtube]http://youtu.be/pGZ1ds_5q-E[/youtube]

xmen_poster_Medium